Rusia responsabiliza a Estados Unidos de frustrar las negociaciones de Venezuela

Rusia responsabiliza a Estados Unidos de frustrar las negociaciones de Venezuela

Desde diversos medios de la prensa rusa se informó que Rusia responsabiliza a Estados Unidos de frustrar las negociaciones de Venezuela, luego de que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, suspenda el diálogo con la oposición por apoyar los bloqueos impuestos por Donald Trump. El Ministerio de Relaciones Exteriores ruso expresó además una «profunda lástima» por la cancelación de las negociaciones en Barbados. Veamos, a continuación, algunos detalles.

Rusia: negociaciones en Venezuela se frustran por la «política imprudente de Estados Unidos»

Como replicaron los medios RT y Sputnik, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia publicó un comunicado (al que se puede acceder aquí, a través de este enlace) en donde afirma que la suspensión del diálogo entre el Gobierno y la oposición venezolana en Barbados es fruto de la «política imprudente de Estados Unidos». En este sentido, el comunicado del ministerio ruso advierte:

«Fuera quien fuera el responsable de esta decisión, la causa principal de la frustración del proceso de negociaciones está clara, es la política imprudente de Washington en torno a Venezuela y sus autoridades legítimas».

En tanto, desde Moscú se ha reiterado que son inaceptables «los métodos de presión económica» de EE. UU. y otras «medidas agresivas unilaterales» del Gobierno norteamericano que «directamente contradicen al derecho internacional», así como su «injerencia abierta» en los asuntos de un Estado soberano. Consecuentemente, desde el ministerio se lamentó que la oposición venezolana apruebe este accionar de Washington. 

Además, se señalaron que: «por lo visto, están dispuestos a sacrificar la perspectiva de la normalización de la situación en favor de sus propias ambiciones». El comunicado también refiere que:

«(…) los intentos de una presión militar y la continuación de la línea de aumento de tensiones, solo reflejan la pretensión de EE. UU. de ser el “árbitro supremo” de todo el mundo (…) algo a lo que se debe poner fin a través de esfuerzos conjuntos de todos los políticos sensatos y gobiernos responsables».

En respuesta al bloqueo, el diálogo quedó congelado

Aunque para la corriente semana estaba previsto un nuevo encuentro de diálogo para negociar la situación de Venezuela entre el gobierno y la oposición, el presidente, Nicolás Maduro, decidió congelar la instancia. Esto debido a que desde la oposición se alentó y celebró el bloqueo impuesto por Estados Unidos. 

«En esas condiciones no», dijo Maduro este miércoles. Conjuntamente, tras criticar la postura de la oposición sobre el bloqueo de Washington, el presidente añadió: 

«(…) mucha gente me pregunta por qué estoy dialogando con los que me han querido matar. Y yo he dicho que hay que dialogar para lograr la paz».

La instancia de diálogo, promovida por el Gobierno de Noruega, se viene llevando a cabo en Barbados desde julio pasado. El Gobierno venezolano ya ha expresado en múltiples ocasiones su voluntad para mantener el diálogo para alcanzar la paz. No obstante, la oposición, respaldada por la injerencia de Washington, expresó que a menos que se prevea la «salida de Maduro del poder, no se sentará a negociar».